descarga

Nadie pone en entredicho o en duda que la confianza es uno de los elementos más apreciados por cualquier marca que quiera construir su reputación. Esta afirmación, común para todos los sectores del mercado, parece que no sirve para un sector con muy mala reputación: el sector político.

Acaba de conocerse la sexta edición de la Encuesta Social Europea realizada en 29 países comunitarios. Algunos resultados de la misma:

– La confianza de los españoles en la política está al nivel más bajo de los últimos 10 años

– Estamos a la cola de Europa en confianza

– Nivel de confianza en los dirigentes políticos: 1,91/10

– Nivel de confianza en los partidos políticos: 1,88/10

A nivel positivo, para no ser tan catastrófico, el mismo informe demuestra que la movilización ciudadana en España está por encima de la media europea. Por movilización se entiende la participación en manifestaciones, la recogida de firmas y la participación en plataformas de movilización ciudadana.

Algunas reflexiones al respecto:

– La desafección política sigue siendo cada vez mayor

– Los ciudadanos “no pasan” de la política, “pasan” de los políticos, que no es lo mismo

– Llevamos varios años de desafección política y sigue sin haber ninguna reacción por parte de la clase política

– ¿Hasta cuando la clase política dará la espalda a los ciudadanos?. Según la encuesta, los ciudadanos sienten que la clase política no responde a los intereses sociales

– ¿Por qué sigue siendo válido el sistema actual de partidos políticos?, ¿existe alguna otra alternativa?

No creo que la clase política actual sea la responsable de llevar a cabo los cambios que los ciudadanos demandan, por que son los primeros interesados en no cambiar el status quo, pero me preocupa que tengamos que lamentarnos después de que nuestra clase política no haya hecho nada para recuperar la reputación perdida.

¿es hora entonces del poder ciudadanos?


One Comment

  1. Gregorio Rivas
    Posted 3 febrero, 2014 at 18:35 | Permalink

    Muy acertada tu exposición y diferenciar política de políticos. Los segundos declaran practicar la primera cuando muchos parecen no saber ni lo que es.
    De todas formas, también hay que recordar a los votantes, los que dan razón de ser a la política en un régimen democrático, que lo que hacen y dicen antes de protestar, con frecuencia muestra confianza y seguridad sobre reputaciones sin los principios que declaran tener.

One Trackback

  1. By La confianza es uno de los valores más i... on 27 enero, 2014 at 19:39

    […] Nadie pone en entredicho o en duda que la confianza es uno de los elementos más apreciados por cualquier marca que quiera construir su reputación. Esta afirmación, común para todos los sectores del mercado, parece que no sirve para un sector con muy mala reputación: el sector político.  […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>