Hace pocos días hemos podido leer en diferentes medios de comunicación el resultado de la investigación llevada a cabo por la comisión que investigó el mayor desastre medioambiental en los Estados Unidos. En él se destacan 2 grandes conclusiones por encima de las otras: “Una mala gestión y una excesiva política de ahorro de costes”.
Es cierto que la responsabilidad total no recae única y exclusivamente en BP, ya que incluso el informe apunta a “malas prácticas gubernamentales” también.
Independientemente del coste económico que dicho vertido le costará a la compañía BP (ha creado un fondo de 30.000 millones de euros para hacer frente a las posibles demandas) creo que se pone, de nuevo y no será la última vez, encima de la mesa lo importante que son las Buenas Prácticas Empresariales, como uno de los elementos principales para la construcción de la reputación de una marca.
A ver si sirve de ejemplo y cunde en las marcas, que se empiecen a tomar en serio que lo de aplicar buenas prácticas empresariales SI lleva a buen puerto y que no es un gasto sino una inversión, una muy buena inversión.


2 Trackbacks

  1. […] de la empresa como un actor socialmente responsable , no hay más que ver los ejemplos de Toyota , BP y Goldman Sachs – y las […]

  2. […] de la empresa como un actor socialmente responsable , no hay más que ver los ejemplos de Toyota , BP y Goldman Sachs – y las […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *