Muy interesante el artículo publicado en Intelligenece&Capital News  Report sobre la  necesidad de las entidades sin ánimo de lucro de reforzar dicha política de gestión. Como hemos dicho repetidamente desde esta misma tribuna sigue faltándole al llamado tercer sector explicar más y concretar más aún “a que y cómo dedican los recursos que reciben”.
Volvemos a insistir, y no nos cansaremos de hacerlo, lo que venimos diciendo desde hace tiempo: para generar confianza y credibilidad en la sociedad, para construir la reputación de una entidad sin ánimo de lucro es necesaria la máxima transparencia posible sobre la misma.
Es uno de los pocos caminos que están obligados a seguir las entidades del tercer sector para garantizarse su futuro, aunque también su presente, sobretodo en medio de la situación económica actual.

A ver si empiezan a tomárselo en serio.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *